Translate

miércoles, 9 de julio de 2008

Estudiar química no es fácil


A mis alumnos les digo siempre que una cosa es ingresar a la universidad y otra egresar de ella.

Si bien es cierto que para ingresar a una universidad prestigiosa como UNMSM, UNI, PUCP y otras pocas es muy difícil, el egresar con el título profesional es aún más difícil.

Los estudios universitarios no sólo requieren tiempo, dedicación, sacrificio o tener algo de dinero. También son necesarios un ambiente universitario ordenado y no conflictivo, un ambiente familiar cariñoso y comprensivo, una alimentación adecuada, tener mentalidad ganadora, etc.

Muchas veces los ingresantes tienen serios inconvenientes durante el primer año de sus estudios universitarios. El ambiente universitario es diferente al de un colegio o academia. El alumno está solo, la responsabilidad es de él. Aquí es importante tener lo que se conoce como "personalidad". Esto depende más de la formación familiar que haya tenido el alumno. Si tiene personalidad (aparte de capacidad), sabe lo que quiere y tiene metas y objetivos claros, puede sobrellevar cualquier problema universitario que se le presente. Si es débil de carácter tendrá muchos problemas.


Para los estudios universitarios es necesario que el alumno cuente con un ambiente adecuado para el estudio en su casa y en la universidad. Esto muchas veces esto se olvida. Si el alumno regresa a su casa donde hay gritos y riñas entre parientes, es interrumpido en sus estudios, es decir, no recibe al apoyo de su familia, ¿qué se puede esperar? Para estudiar se requiere un ambiente de calma, silencio, comprensión y sobre todo "calor familiar".



De igual manera el ambiente universitario puede ser conflictivo a nivel político, entre grupos de amigos, entre personal administrativo y docente. Trámites largos y engorrosos desaniman a los alumnos. También sucede, a veces, que los vicios como el consumo desmesurado de bebidas alcohólicas y las drogas puede aparecer en ciertos grupos de alumnos.



El éxito en los estudios universitarios de un estudiante depende de cuán bien este alimentado. No olvidemos que un estudiante mal alimentado no rinde bien. Muchas veces veo a mis alumnos comiendo a deshoras, alimentándose solo con un sándwich o galletas.



El alumno tiene que darse cuenta que una clase donde el profesor realiza todo el trabajo y la participación del alumno es nula, de nada le sirve. Antes de ir a clase el alumno debe haber estudiado el tema, durante la clase debe tomar nota y preguntar lo que no comprende al profesor. Cuando hay prácticas, talleres, debates y otras actividades el alumno debe participar activamente. El alumno no debe esperar que el conocimiento vaya hacia él.

El método de estudio que tenga el alumno es importante. Muchos alumnos estudian sin saber que en realidad no estudian, sólo leen. Igualmente el alumno debe tener una estrategia para rendir los exámenes.


En química y en las demás ciencias, de nada le vale la teoría sin la práctica. Por ello, el hacer las practicas el mismo, el estar atento, el observar lo que sucede y reportar todo ello en un informe de manera crítica son actividades vitales para su formación profesional y científica.



Un problema que detecto es que muchos alumnos aprueban los cursos por el sólo hecho de aprobar. No debería ser así. Yo recuerdo que cuando era alumno, al principio estudiaba sólo para aprobar el curso. Luego me di cuenta que estudiaba mucho más que para aprobar el curso. Leía libros y revistas de química, tomaba notas, comparaba un libro con otro, extraía lo más importante de un artículo, sacaba mis conclusiones. Esto lo hacía por curiosidad, por una necesidad interna, ya que yo quería ser un excelente químico y como una de las consecuencias de ello aprobaba los cursos. No sé si esto les pasa a otros, conmigo si ocurrió.


Estudiar ciencias no es fácil. Se requiere dedicación y sobre todo sacrificio. Si uno estudia la biografía de los más eminentes científicos, podrá observan que todos tenían una gran dedicación. Pero además, una cuota extraordinaria de sacrificio.




Para el éxito en la universidad no solo se requiere tener buenos profesores, buenos laboratorios, libros y revistas actualizadas. Es necesario que el alumno se alimente bien, que tenga un ambiente familiar y universitario adecuado. No sólo hay que ver la parte física, los componentes espiritual y mental de un alumno son esenciales.



2 comentarios:

Anónimo dijo...

Y enseñar Quimica... es facil? Son muchos los casos que he visto en los que el docente es un excelente investigador, con muchos laureles de por medio... pero a la hora de enseñar pareciera que todo ello fuera mentira (los laureles). Son contados con los dedos los docentes que saben motivar y llegar al alumno y no pasan el tiempo maquillando su falta de didactica con el aparente "nivel" del curso. En realidad, hace falta -mas que conocimientos- tener creatividad.
Mientras aca en el Peru un estudiante se quema el cerebro planteando ecuaciones diferenciales o memorizandose estructuras, al otro lado del mundo un muchacho de su misma edad esta sacando un producto al mercado. En cada docente esta la oportunidad de despertar el genio que cada alumno lleva dentro, no obstante, estos pierden mas el tiempo aprendiendo a "como aprobar con el profesor X" que a asimilar el conocimiento del curso y en esto hay mucha responsabilidad de nuestra parte. Un trabajo de investigacion si no resulta, se acepta la hipotesis nula y se hace otra cosa... con los alumnos no se puede hacer eso al formarlos. Es verdad que quizas no tienen un ambiente adecuado para estudiar o desenvolverse, por eso mismo debemos ponernos en sus zapatos y salvar a esos "Curie" de terminar enseñando RM o Quimica en academias por los siglos de los siglos. El Peru, ahora mas que nunca, necesita de sus cientificos.

Jorge Ramiro dijo...

Desde hace rato quiero que pueda aprender quimica y por eso me interesa buscar en internet algunos ejercicios para tener mayor facilidad de comprensión. Ojala que mejore mucho